By: Socios Q On: enero 04, 2018 In: Blog Comments: 0

“La inteligencia consiste no sólo en el conocimiento, sino también en la destreza de aplicar los conocimientos en la práctica”

 

Encontrar al inversor adecuado es una misión esencial para las startups. La capacidad de atraer al inversor correcto determina en muchas ocasiones el éxito o el fracaso de una compañía. Buscar “Dinero inteligente” (Smart Money) hasta que la compañía sea rentable es decisivo para el desarrollo de la misma, por eso, en esta entrada queremos profundizar sobre este término.

 

El Smart Money se refiere a una inversión realizada por expertos financieros que van a procurar ofrecer un asesoramiento integral en la empresa que recibe el dinero, un término en contraposición al “Dinero tonto” (Dumb Money) el cuál sólo aporta capital y se desentiende de la gestión o asesoramiento de la empresa.

 

El Smart Money es una garantía de éxito, significa compromiso. Una alianza entre el emprendedor y el inversor, en la cuál el inversor aporta mentorización, experiencia empresarial, conocimientos del sector y contactos estratégicos.

 

¿Qué beneficios nos aporta el Smart Money?

 

La experiencia, el conocimiento y los contactos que nos puede aportar el inversor fomentará un crecimiento más rápido de la compañía.

 

La figura del inversor inteligente no requiere de un acompañamiento diario, ni de un control de la compañía. Si no, de un consultor estratégico que ofrece consejos precisos y prácticos para el futuro de la compañía. Además, participa de manera productiva en decisiones estratégicas en base a su experiencia y conocimiento del sector.

 

El Smart Money también facilita la gestión de los recursos humanos y financieros de la empresa, aporta su experiencia en programación, ventas y aporta contactos estratégicos que faciliten la relación entre clientes potenciales y el empresario.

 

¿Cómo asegurarnos de que trabajamos con el equipo adecuado?

 

En primer lugar tenemos que tener claro que el dinero invertido siempre trae obligaciones con el inversor. Identificar el Smart Money más adecuado para nuestra startup puede ser un factor determinante en el éxito de la misma. Buscar un inversor con experiencia significa aliarse con un buen compañero de negocios que contribuya y no ponga en peligro las operaciones.

 

Por otro lado, debemos de valorar que haya entendimiento entre las dos partes y una buena comunicación que no genere conflictos posteriores que puedan afectar al desarrollo de la compañía. Si lo que estamos buscando es un socio silencioso debemos de tener claro que el dinero inteligente busca una relación de asesoramiento que puede ser muy beneficiosa para las partes si hay entendimiento, profesionalidad y una relación bien definida que no sobrepase los límites establecidos en un principio.